Cuando su médico decide que está listo para irse del hospital, extenderá una orden para su alta. Por lo general, los horarios de alta son de 11 a.m. a 1 p.m. Los médicos pueden dar el alta más temprano o más tarde según la información requerida y la autorización médica correspondiente. El proceso de alta comienza cuando su médico le informa que recibirá el alta y extiende la orden correspondiente. El alta real y la aprobación final para dejar el hospital no ocurre hasta que el personal de enfermería complete la documentación, le brinde la información adicional necesaria, le quiten las vías intravenosas y equipos, y le ofrezcan acompañarlo hasta la entrada del hospital.

Como el hospital admite y da el alta a muchos pacientes cada día, su habitación enseguida será asignada a otro paciente luego de que usted se haya marchado. Si cree que va a demorarse, comuníquese con el personal de enfermería tan pronto como sea posible para organizar alternativas en la preparación de nuevos ingresos.

Cuando vaya a recibir el alta médica, el personal le ayudará a prepararse para volver a casa. Para su recuperación continua, asegúrese de hablar con su médico o personal de enfermería sobre las instrucciones de alta y los medicamentos. Recibirá instrucciones sobre los cuidados de seguimiento, como dieta, medicamentos, nivel de actividad y citas de seguimiento con su médico. No dude en hacerles cualquier consulta que tenga.